Internacional

Republicanos en EEUU cuestionan mandatos de vacunación de Biden

Washington.-Varios gobernadores republicanos amenazaron con llevar al presidente estadounidense, Joe Biden, a los tribunales por los mandatos de vacunación contra la Covid-19 para empleados del Gobierno y el sector privado.

Ante el alza de los contagios en todo el país, el mandatario anunció este jueves que exigirán el esquema completo de vacunas contra esta enfermedad a unos 100 millones de trabajadores.

El gobernante firmó órdenes ejecutivas para que todas las empresas con más de 100 empleados pidan la inmunización de todo su personal o deberán someterlos a pruebas regulares, de lo contrario enfrentarán multas.

Además, impuso nuevas exigencias para el sector público y para aquellas compañías no estatales contratadas por el Ejecutivo.

Las nuevas reglas intensificaron la batalla de Biden con los gobernadores republicanos, quienes se oponen a la intervención del Gobierno en el manejo de la pandemia en los estados.

El jefe del ejecutivo de Georgia, Brian Kemp, afirmó en su cuenta de Twitter que utilizará todas las opciones legales disponibles para detener esa ‘extralimitación ilegal’ de las facultades del presidente Biden.

En ese sentido, también se pronunció el gobernador de Arizona, Doug Ducey, para quien las medidas infringen ‘libertades personales’ y obligar a las personas a vacunarse es un mandato ‘escandaloso, que nunca se sostendrá en los tribunales’.

Kristi Noem y Kevin Stitt, líderes de los estados de Dakota del Sur y Oklahoma, respectivamente, afirmaron que sus equipos legales preparan acciones para enfrentar las más recientes disposiciones de la Casa Blanca.

Durante su discurso de este jueves, Biden expresó su frustración con funcionarios electos, que obstruyen las medidas de salud para combatir el virus y provocan la muerte de ciudadanos estadounidenses.

Las últimas estadísticas de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades muestran que el 64,3 por ciento de los adultos se vacunaron completamente.

Pese a los resultados, la cepa delta mantiene a la nación norteamericana con una de las mayores tasas de incidencia a nivel global, principalmente entre individuos sin inmunizar, entre ellos menores de 12 años que aún no cuentan con ningún fármaco para enfrentar el virus SARS-CoV-2, causante de la Covid-19.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close