Espectáculos

Reponen El apego, conmovedora obra sobre el envejecimiento de los padres

El cambio de roles en la familia, de cuando los hijos se convierten en cuidadores de sus padres, es el tema central de El apego, obra escrita y dirigida por Emiliano Dionisi, que fue reestrenada en el Teatro El Galeón, donde ofrecerá temporada hasta el 22 de mayo.

Esta emotiva y conmovedora historia, que ahora se presenta bajo la dirección residente de Alan Uribe Villarruel, relata el vínculo entre un padre anciano y su hijo, cuando el final del camino de la vida se acerca.

A través de un relato fragmentado, esta puesta en escena presenta pequeños detalles de situaciones que se viven a diario en cualquier sociedad, donde el todo debe ser completado por el espectador, con su propia experiencia, como si llenara casilleros en blanco.

La historia se desarrolla en una acogedora casa ambientada en los años setenta y muestra al público lo difícil que puede resultar lidiar con una persona mayor, a punto de cumplir 87 años, aquejada por los dolores propios de la edad.

Ir constantemente a la casa paterna, estar al pendiente de su cuidado, checar que haya comida suficiente, que el padre se haya bañado y tomado la medicina, son cuestiones que el protagonista, cuyo papel hacen tres actores, debe hacer a diario.

En El apego, el público juega un rol trascendental, pues tiene que hilar las situaciones que se presentan, en conversaciones que el hijo sostiene con su padre, la cuidadora y su esposa, personajes que no aparecen en escena.

En este contexto, la obra recuerda que no hay dinero que alcance, pues entre medicinas, comida, el salario de la cuidadora, el pago de servicios y algunos imprevistos que siempre se dan, la suma es estratosférica.

Protagonizada por Alejandro Piedras, Guillermo Revilla y Miguel Pérez Enciso, esta puesta en escena también aborda el cambio suscitado con el envejecimiento, cuando los padres se vuelven como niños, que no quieren obedecer, a veces temperamentales, a veces un poco neuróticos.

Pero además, presenta una situación cotidiana, el descuido y falta de interés de los hermanos, por lo que toda la responsabilidad cae en uno solo de los hijos, que trata de hacer hasta lo imposible porque su padre viva mejor.

Lamentablemente, el deterioro de un anciano es paulatino y los hijos deben ser testigos de cómo poco a poco se apaga su mundo y de golpe, darse cuenta de que en un tiempo se convertirán en huérfanos.

El apego, una producción de Teatro UNAM, Centro Cultural Poco Urondo y Dramaturgia CCPU: UBA, visibiliza el vínculo familiar y muestra hasta dónde nos puede llevar el amor por el otro, cuando un día eres un protegido y al otro te conviertes en cuidador.

El amor imperfecto, incómodo, lejos del idílico resulta conmovedor y esta puesta en escena es una invitación a encontrarnos en el amor y el dolor.

La obra cuenta con el diseño de escenografía e iluminación de Tenzig Ortega, la edición musical de Xocténcatl Reyes y el vestuario que corre a cargo de Aldo Vázquez.

El reestreno de esta obra contó con la presencia de Alberto Lomnitz, coordinador Nacional de Teatro del INBA y la producción confió en contagiar el entusiasmo ante esta nueva temporada.

El apego se presentará hasta el 22 de mayo, los días lunes y martes en punto de las 20:00 horas, excepto 19 de marzo y 1 de mayo. La cita es en el Teatro El Galeón del Centro Cultural del Bosque y las localidades tienen un costo de 150 pesos.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close